“EL MUNDO” MUESTRA SUS HABILIDADES CON PHOTOSHOP

He publicado en alguna ocasión en el suplemento de El Mundo y también en El País Semanal, lo cual no deja de ser excepcional porque, aunque seas “free lance”; colaborar con uno de los dos medios te cierra automáticamente la puerta del otro. Lo que tiene narices. Ésta norma, de todos los fotógrafos independientes conocida y totalmente injusta, es la punta del iceberg del declive de los medios de comunicación. Decide el poder económico, ejecuta el poder político y los de abajo obedecen al amo.

Un riguroso estudio del Colegio de Periodistas de Catalunya, para el que Jordi Rovira entrevistó a profesionales de todos los medios -de derechas y de izquierdas- llegó a la conclusión que la Teoría de la Conspiración del 11-M liderada por El Mundo no fue más que una estrategia para vender más periódicos. “Pedro Jota es demasiado inteligente para creérsela” declaró un ex-subdirector del diario a Rovira. Nadie pudo alegar una sola falsedad en este informe.

El lunes 7 de septiembre El Mundo publicó un fotomontaje, uniendo dos imágenes tomadas por el excelente reportero Eloy Alonso. En ningún momento avisó de esta manipulación a sus lectores. Y se quedaron tan anchos. La agencia Reuters expresó su malestar y la respuesta del diario, quizás, es una de las claves que clarifica porque la gente está dejando de leer la prensa: “no hay manipulación porque la imagen refleja fielmente el contenido de la situación“. Si quieren jugar al Photoshop, por lo menos que avisen a sus lectores que la fotografía está trucada.

Pero, por encima de todo, siguiendo la costumbre que tienen algunos medios escorados a la derecha, de negar lo que está a la vista de todos (conozco ejemplos de ambas tendencias pero ganan los conservadores por goleada) te quedas con la impresión que tratan a los lectores como imbéciles. El mismo portavoz de El Mundo declaró: “Lo que hicimos fue quitar a Zapatero para que no apareciera dos veces. Y lo advertimos en el pie“.

El pie dice textualmente: “José Ángel Fernández Villa, líder del sindicato minero de UGT, Alfonso Guerra, el presidente Zapatero, Leire Pajín y la ministra Aído, en las imágenes tomadas ayer en Rodiezmo”. Lo dicho, como imbéciles.

Y si preferís un ejemplo todavía más audiovisual, echarle una ojeada a este vídeo, extraído precisamente de la página digital de El Mundo.

Zapatero, para variar, no sale bien parado. Esos rojos son el demonio…